Hablemos de Propóleo

Las abejas, al polinizar los árboles y cultivos, son verdaderos sostenedores de la vida en la tierra. Sin su incansable servicio, sería muy difícil alimentarnos. Al mismo tiempo, también crean una amplia variedad de otros productos útiles, siendo uno de ellos el propóleo, que ha demostrado ser un producto con resultados beneficiosos para la salud.

El propóleo (de su raíz griega = defensa de la ciudad), es la sustancia resinosa que las abejas recogen de los capullos de la flores y ciertos vegetales. Las abejas recogen esas resinas y las transforman con el fin de desinfectar el panal, sellar las grietas y construir paneles. También utilizan el propóleo como un agente microbicida, desinfectante, y para embalsamar intrusos que de lo contrario serian difíciles de expulsar debido a su tamaño. El propóleo, por lo tanto, es directamente responsable de garantizar la asepsia (higiene) del panal, áreas propensas a desarrollar virus y bacterias debido a sus condiciones de temperatura y humedad. Gracias a la gran cantidad de ingredientes activos presentes, el propóleo es bien conocido y se ha utilizado por sus propiedades terapéuticas, principalmente por su acción estimulante sobre el sistema de defensa del cuerpo. Algunas de sus propiedades notables son:

  • Su acción antioxidante y anti-microbiana
  • Su actividad como un estimulante inmunitario
  • Su actividad curativa de heridas, analgésica, anestésica y anti-inflamatoria
8i1b9452-1

Extracto de propóleo – Zum Zum Miel

El propóleo se ha utilizado durante décadas y siempre se le ha reconocido su efecto inmunomodulador. Solo en años recientes se ha podido reconocer en estudios científicos el mecanismo de acción por el cual funciona. En estudios in-vivo e in-vitro se demostró su efecto modulador en la respuesta inmune al activar unas células inmunes llamadas NK (por sus siglas en inglés: natural killer), las cuales tienen un efecto antitumoral al igual que activan la producción de anticuerpos. El propóleo también tiene un efecto antiproliferativo posiblemente por su capacidad antiinflamatoria. En los últimos años los productos como el propóleo y el polen han tenido especial interés por sus efectos benéficos en la salud, que incluyen su capacidad antioxidante, la cual se ha correlacionado con su contenido en compuestos fenólicos. Independientemente de los múltiples factores que pudieran tener que ver con su capacidad antioxidante, este producto ha demostrado tener efecto en la modulación de la oxidación celular en modelos experimentales tanto in-vitro como in-vivo. Ha demostrado protección antioxidativa contra factores ambientales tales como: radiación ultravioleta, metales pesados, pesticidas y otras toxinas. Esta modulación no solo se debe a la captura de radicales libres sino también a la activación de mecanismos antioxidantes por parte de la célula, así como por activar enzimas antioxidantes, y la modificación de la expresión genética que ejerce el propóleo en la producción de otras sustancias benéficas para la salud. Por todo esto, el propóleo ayudaría a regular enfermedades causadas por estrés oxidativo.

También tiene un efecto antibiótico para proteger a la colmena del ataque de virus y bacterias.

El propóleo tiene hasta 300 compuestos activos. Estos compuestos han evidenciado tener un efecto anti-cancerígeno por las siguientes razones:

7 BENEFICIOS PARA LA SALUD ASOCIADOS AL PROPÓLEO

  • Prevenir el crecimiento de nuevos vasos sanguíneos para nutrir los tumores
  • Dificulta la división celular
  • Inducir la muerte celular programada (apoptosis); además de mitigar los efectos secundarios de la toxicidad de la quimioterapia.

El propóleo no solo beneficia a las abejas sino que desde hace miles de años en medicinas tradicionales lo han utilizado para el tratamiento de abscesos, heridas, y para atacar infecciones. Incluso era considerado un medicamento oficial en el siglo 17 por las farmacopeas en Londres. Estudios modernos confirman la larga lista de propiedades que ofrece el propóleo. En una búsqueda en PubMed se muestran 2000 estudios sobre el propóleo.

A continuación enumeramos algunas de sus propiedades:

  1. Efecto antimicrobiano:

Tiene una gran variedad de propiedades antibacterianas. También tiene propiedades antifúngicas y antivirales. En un estudio en animales, el aplicar una solución de propóleo en heridas ayudó en acelerar el proceso de curación en ratones diabéticos.

En niños, el propóleo ha mostrado:

  • Prevenir infecciones del trato respiratorio
  • Remedio para los síntomas del resfriado común
  • Prevenir infecciones del oído medio
  1. Tratamiento de quemaduras
    En un estudio en el 2002 realizado en el Journal or Alternative and Complementary Medicines encontraron que el propóleo podría promover la curación de quemaduras leves. Los investigadores compararon la crema sulfadiazina con el propóleo y encontraron que fue tan efectivo como la sulfadiazina.
  2. Prevención de caries dentaria:
    Los médicos griegos y romanos usaban el propóleo como colutorio desinfectante oral. Estudios recientes muestran que podría ser efectivo contra periodontitis y gingivitis. Muchos estudios también encontraron que tendría utilidad en reducir la placa y la caries dental. Otros han mostrado podría ayudar a regenerar la pulpa dentaria, así como el hueso  y el cartílago.
  3. Tratamiento de parásitos:
    Resultados preliminares de ensayos clínicos muestran que el propóleo podría eliminar parásitos. En un estudio, personas que tomaban propóleo tenían de un 52 a un 60 % de éxito en eliminar parasitosis por infecciones con giardia.
  4. Verrugas:
    En un ensayo clínico doble ciego, randomizado, que duró 3 meses, a 135 pacientes con diferentes tipos de verrugas; recibieron una dosis oral de propóleo, equinácea, o placebo. Los resultados fueron publicados en la revista Internation journal for Dermatology. Los pacientes con verrugas planas se curaron en un 75% y un 73%. Los resultados fueron significativamente mejores que en el grupo de la equinácea o el placebo.
  5. Herpes genital:
    El propóleo fue más efectivo que los fármacos utilizados para esta enfermedad según un estudio publicado en Phytomedicine. Por 10 días, 90 hombre y mujeres con herpes genital se aplicaron cremas ya sea con flavonoides que tenían el propóleo, o Aciclovir (un fármaco que se usa para tratar las lesiones por herpes), o placebo. Los pacientes se aplicaron 4 veces al día la crema. Al final del estudio, 24 de los 30 pacientes que se aplicaron propóleo se curaron. Solo 14 de los 30 se curaron con la crema de Aciclovir y 12 de los 30 se curaron con el placebo.

Los Múltiples Usos del Propóleo de Abeja

Con la creciente amenaza de las infecciones resistentes a los antibióticos y el uso excesivo de medicamentos, es lógico que todo el mundo ahora este utilizando nuevamente los productos derivados de las abejas tales como el propóleo para muchos propósitos.

El Propóleo Tiene Poderosas Propiedades Inmunomoduladoras y Antiinflamatorias

Lo que hace a los compuestos naturales tan interesantes y poderosos, es que no se limitan a una sola acción terapéutica, como es el caso de la mayoría de los medicamentos. En lugar de eso, contiene numerosos componentes bioactivos que podrían ejercer decenas de acciones benéficas en el organismo. Este es el caso del propóleo, que se ha descubierto desempeña un papel muy importante en más de 80 enfermedades.

En el Clinical Reviews in Allergy and Immunology, los investigadores explicaron algunos de los efectos potenciales del propóleo:

» El propóleo, una sustancia cerosa producida por la abejas, ha sido adoptado como una forma de medicina popular desde los tiempos antiguos. tiene un amplio espectro de aplicaciones, incluyendo el potencial antinfeccioso y los efectos anticancerígenos. Muchos de los efectos terapéuticos pueden atribuirse a sus funciones inmunomoduladoras. La composición del propóleo puede variar de acuerdo con la ubicación geográfica de donde las abejas obtienen los ingredientes.

Sehan identificado dos principales sustancias químicas inmunopotentes y son el fenetil éster del ácido cafeíco (CAPE) y el artepillin C. Se ha demostrado que el CAPE y el artepillin C contenidos en el propóleo ejercen una función inmunosupresora en los subconjuntos de linfocitos T pero paradójicamente activan la función de los macrófagos.

Por otra parte, también tiene propiedades antitumorales ejerciendo diferentes mecanismos como la supresión de la proliferación de las células del cáncer por medio de sus efectos antinflamatorios, por la disminución de las poblaciones de las células madre de cáncer, por el bloqueo de las vías específicas de señalización, por sus efectos anticancerígenos y por medio de la modulación del microambiente tumoral.

La buena biodisponibilidad por la via oral y su perfil de seguridad hacen la propóleo un agente adyuvante ideal para futuros regímenes inmunomoduladores y anticancerígenos.»

  , , , , ,